Moratoria

Información importante acerca de la Ley de Moratoria (Ley 152 de fecha 4 de mayo de 2020)

Todos los clientes que cumplan con los requisitos de los artículos 5, 6 y 7 de la Ley 152 y deseen acogerse a la misma, podrán mantener sus planes actuales de los servicios de telefonía fija, móvil e internet sin realizar los pagos por facturas correspondientes al periodo comprendido entre el 1 de marzo y el 30 de junio de 2020. Se brindará un arreglo de pago sin intereses para cancelar la deuda acumulada durante el periodo sujeto a moratoria, desde el mes de julio 2020 y por un plazo de hasta 3 años.

¿Quiénes aplican y se benefician?

Esta Ley aplica para aquellas personas que se encuentren en alguna de estas circunstancias:

  • Ingreso familiar percibido sea menor de dos mil balboas (B/.2,000.00) mensuales.
  • Ingreso familiar en general haya sido reducido.
  • Se le haya suspendido su contrato laboral.
  • Destituida o que no esté laborando a causa de la declaración del estado de urgencia nacional.
  • Jubilados y pensionados.
  • Todos los ciudadanos que, a partir del 1 de marzo de 2020, han sido afectados con una medida de terminación o suspensión de su relación laboral, inclusive aquellos casos en los que se ha modificado en el contrato de trabajo, con reducción de la jornada laboral.
  • Los trabajadores por cuenta propia, micro y pequeñas empresas, que hayan sido afectados en sus ingresos.
  • Los dueños de restaurantes, bares, casinos, así como de medios de transporte de servicio público y privado, que han sido afectados en sus ingresos.

Para poder tramitar su caso como beneficiario de la Ley 152, se le solicitará la siguiente documentación al titular de la cuenta:

Si eres Persona Natural con ingresos familiar menor a B/.2,000.00:
  • Ficha o talonario de la Caja de Seguro Social.
  • Carta de trabajo indicando renta (membrete de la compañía, firma de gerente de Recursos humanos y sello) y número de teléfono para verificación.
  • Comprobante de pago de la empresa.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
Si eres Persona Independiente:
  • Declaración de renta debidamente presentada ante la Dirección General de Ingresos (DGI). En ausencia de lo anterior, declaración jurada que señale la actividad a que se dedica y cómo está siendo afectada por el COVID-19. Descarga el modelo de declaración jurada AQUÍ.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
En caso que su ingreso haya sido reducido:
  • Presentar la adenda de modificación de la jornada laboral debidamente sellada por el Ministerio de Trabajo.
  • Certificación de la empresa en papel membretado donde señale que se le redujo la jornada laborar al empleado, firmada por el Gerente de Recursos Humanos, con número de contacto para verificación.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
En caso que se le haya suspendido el contrato laboral:
  • Certificación de la empresa en papel membretado donde señale la suspensión laboral, firmada por el Gerente de Recursos Humanos o responsable, con número telefónico para verificación.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
En caso que haya sido destituido de su trabajo:
  • Carta de despido de la compañía, firma de gerente de Recursos Humanos y sello, y número de teléfono para verificación.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
Para jubilados y pensionados:
  • Documento que certifique que sea jubilado y pensionado.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
Personas Naturales, Micro y Pequeña Empresa:
  • Aviso de Operación a su nombre.
  • Declaración de Renta donde conste su ingreso, debidamente presentada ante la DGI.
  • Cédula de identidad personal o pasaporte.
Personas Jurídicas (restaurantes, bares, casinos, medios de transporte público o privado) y pequeña empresa:
  • Aviso de Operación
  • Dependiendo de la actividad comercial deberá presentar UNO de los siguientes documentos:
    • Declaración de Renta debidamente presentada ante la DGI.
    • Certificación de Contador Público Autorizado que certifique la suspensión de la operación o en su defecto, solicitud de suspensión temporal de los contratos de trabajo de sus empleados presentada al Ministerio de Trabajo.
    • Declaración Jurada que señale la actividad a que se dedica y cómo está haciendo afectada por el COVID-19.

 

Prueba de Velocidad